21 septiembre 2015

La Caminadora, alternativa a correr al aire libre

Buenos días amig@s,

Empezamos la semana todavía con el mal sabor de boca de la luctuosa noticia de ayer, el fallecimiento de la triatleta y ciclista Mónica Licona debido a un atropello mientras se ejercitaba. Toda la comunidad deportiva de Panamá está impactada, porque en mayor o menor medida, todos nos hemos visto reflejados en este suceso. Creo la noticia todavía está muy reciente como para ponernos a hacer análisis de lo que falló o comenzar a repartir responsabilidades entre los diferentes actores involucrados. Aun así, se están vertiendo ya algunas opiniones en los medios y redes llenas de ignorancia, odio y resentimiento, las cuales nos deberían llevar a una reflexión profunda sobre la educación que estamos dando a las nuevas generaciones, y sobre la sociedad tan insolidaria y corta de miras que estamos construyendo. Descanse en paz Mónica Licona, y que su lamentable pérdida sirva para crear conciencia en todos los que a diario compartimos las calles y carreteras.

Pasando al entrenamiento de ayer, estuve por el área de Clayton para hacer una primera fase de caminata rápida por unos 12 kilómetros, y después probé a correr de manera suave. Caminando me sentí muy bien, sin molestias del esguince, y aunque en la parte de carrera sí me noté algo temeroso e inestable al comienzo, luego ya agarré confianza y no tuve mayor problema en completar tres kilómetros. En la tarde mi amigo Carlitos López me atendió de nuevo con masaje y movilizaciones del tobillo, y estoy sintiendo cada día que pasa una mejoría notable. Todavía no quiero hacer muchos planes a futuro, pero pudiera ser que llegue a punto para alguna de las maratones de final de año que había dado por perdidas. Tiempo al tiempo, y mucha paciencia.

En cuanto a mis colaboraciones en prensa, os comparto la que salió ayer publicada en la sección de deportes de LA ESTRELLA DE PANAMÁ, con relación a los entrenamientos bajo techo en la caminadora. Espero os sea de interés su lectura, la cual podéis hacer a través de la web del diario en este LINK, en la imagen inserta a continuación, o como texto sencillo al final de la entrada.

Cinta

Esto es todo por el momento, deseando que paséis una feliz semana, y cuidaros mucho en la Ruta!

Saludos,

FER



>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>

LA CAMINADORA

Alternativa a correr al aire libre

Una de las máquinas que en la actualidad están más presentes en los gimnasios junto a la elíptica y la bicicleta estática, es la caminadora, también conocida como cinta o tapiz rodante. Diseñada inicialmente para realizar ejercicios de bajo impacto, sobre todo caminar o trotes suaves, ha ido evolucionando hacia modelos más sofisticados que permiten correr a mayores velocidades manteniendo los necesarios niveles de seguridad para el deportista.

VENTAJAS

Los defensores de este tipo de entrenamiento señalan dos aspectos básicos que favorecen la popularidad de esta máquina de ejercicio: el no depender de una buena climatología y la facilidad para completar la rutina cuando no hay mucho tiempo disponible. Respecto del primer factor, todos conocemos el clima de Panamá, el cual puede cambiar en cuestión de minutos y pasar de un panorama con sol y despejado, a un cielo totalmente nublado con tormenta eléctrica. Obviamente al estar protegidos bajo techo, ya sea en un gimnasio comercial o particular, estaremos a salvo de los efectos de la climatología, bien se trate de un calor sofocante o de una lluvia torrencial. En cuanto al factor tiempo, el poder ejercitarnos en un gimnasio nos facilitará nuestra rutina de vida diaria, en especial si se trata de uno ubicado en nuestro propio edificio o complejo residencial, no teniendo que trasladarnos a zonas periféricas de la ciudad para encontrar lugares seguros y poco transitados donde poder correr.

Otro beneficio adicional de la caminadora es la posibilidad de realizar rutinas con diferentes niveles de duración, intensidad e incluso inclinación, las cuales pueden ser personalizadas por el propio usuario, o seleccionadas de sesiones ya pre-programadas por el fabricante. Las caminadoras por lo general nos mostrarán en la pantalla digital interesantes datos como el tiempo de sesión total, tiempos parciales, tiempo faltante, distancia total recorrida, e incluso un estimado de las calorías consumidas durante el ejercicio. Caminar a buen paso y trotar en la caminadora, está comprobado es un ejercicio cardiovascular saludable que ayuda también a las personas que están en proceso de pérdida de peso, facilitando que puedan realizar ejercicio físico de bajo impacto. Frente a otras superficies más agresivas para las articulaciones y el sistema muscular como el asfalto y el concreto, la cinta de la caminadora al ser suave y estable, facilita la absorción de la pisada minimizando el riesgo de posibles lesiones.

INCONVENIENTES

Como dice el refrán, “para gustos los colores”, y no a todas las personas les apasiona meterse en un gimnasio bajo techo para completar sus rutinas de carrera. Ciertamente correr en la caminadora puede convertirse en una actividad tediosa y aburrida si abusamos del tiempo de nuestras sesiones y si no variamos con actividades al aire libre. La mayoría de las instalaciones intentan entretener a los usuarios con música ambiente y pantallas de TV para que se les haga más llevaderos sus entrenamientos, pero en un aparato como la caminadora donde hay riesgo de accidente, debemos mantener siempre la concentración. Y es que un pequeño tropiezo, especialmente si la cinta va a alta velocidad, puede ocasionar que acabemos cayendo al piso de manera grotesca, como muestran algunos populares videos en las redes sociales. Para evitar esto anterior, las caminadoras suelen tener un botón de parada accesible al usuario para casos de emergencia y un broche que, al soltarse de la ropa de la persona, activa que la máquina pierda velocidad de manera progresiva hasta detenerse.

A pesar de que el gimnasio tenga abanicos o aire acondicionado, se producirá una mayor sudoración al estar en un ambiente cerrado que cuando realizamos ejercicio al aire libre. Este exceso de sudor puede llegar a ser muy molesto no solo para el propio deportista, sino para el resto de los usuarios que comparten las instalaciones. Cuando utilicemos la caminadora debemos tener nuestra hidratación a la mano para ir bebiendo de manera regular, así como una pequeña toalla con la que ir eliminando el exceso de sudor de nuestro cuerpo. Aunque los servicios de mantenimiento de los gimnasios de manera periódica limpian los aparatos, por higiene y cortesía con las demás personas dejaremos la máquina lo más posible libre de sudor y retiraremos las botellas vacías de nuestra hidratación.

CONSEJOS PRÁCTICOS

Si nunca has utilizado una caminadora, o algún modelo en particular, es recomendable consultar de modo previo con uno de los instructores del gimnasio para que te oriente sobre su funcionamiento. A veces no resulta sencillo configurar algo tan simple como la distancia, que puede estar en millas en vez de kilómetros, o programar un determinado entrenamiento puesto que algunos establecimientos ponen tiempo límite de uso, tras el cual la máquina se detiene.

Una vez familiarizado con su funcionamiento, y comprobado que la misma tiene un buen apoyo en el piso y no está desbalanceada, iniciaremos con un ritmo muy suave por unos minutos, preferiblemente caminando. Luego podemos incrementar de manera progresiva la velocidad, y realizar nuestra rutina específica, tras lo cual volveremos a reducir la velocidad, para terminar de nuevo caminando. Un tema importante es no confiarnos en los ritmos y velocidades que podamos alcanzar corriendo en la caminadora, ya que la propia tracción de la máquina trabaja a nuestro favor, haciendo más fácil la mecánica de la zancada que cuando corremos en la calle. Al bajarnos de la caminadora tras una rutina de ejercicio podemos notar alguna sensación de vértigo, lo cual es normal, mientras nuestro cuerpo se habitúa de nuevo a la rigidez del piso.

Por lo general las rutinas de caminadora serán de solo unos 20 a 30 minutos, ya que partimos de la base de que se complementará el trabajo físico en el gimnasio con otras máquinas o ejercicios. Algunos atletas élites utilizan la caminadora como un complemento de sus entrenamientos en ruta, inclusive para hacer intervalos de velocidad, para lo cual si hay que tener un buen equilibrio, y dominio a la hora de incrementar y desacelerar la velocidad de modo drástico.

RECORD GUINNESS

Aunque correr en una caminadora durante tan solo 30 minutos nos pueda resultar aburrido, hay personas que han querido llegar al límite completando largas distancias. El 31 de julio del presente año, el estadounidense de 30 años David Stanley estableció en el campus de la Universidad de Denver (Colorado), un nuevo record Guinness de mayor distancia completada en una caminadora en 12 horas, con un registro de más de 131 kilómetros.

Correr en Panama

>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>

No hay comentarios :

Publicar un comentario