25 septiembre 2014

Manual de Convivencia Runner

Hola amig@s:

Os comparto el último artículo que he publicado en la revista SPORTS & HEALTH, correspondiente a la edición de Septiembre 2014. Se trata de algunas conductas respetuosas que sería bueno implementar con los demás corredores así como con los organizadores. Espero os resulte de interés, y gracias por las felicitaciones y buenos comentarios hacia la sección, que es una de las más seguidas de la revista.

Running Panama

Podéis consultar el artículo en línea en este LINK, en las imágenes insertas a continuación, o como texto simple al final de la entrada.

Revista Running

Sports & Health

>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>

MANUAL DE CONVIVENCIA RUNNER 

En esta oportunidad desde la revista me pidieron hacer un análisis de aspectos referentes al respeto y deportividad que debemos tener los corredores no solo entre nosotros, sino también con otros actores como organizadores y público en general. Lo que os enuncio a continuación son una serie de conductas deseables a ser implementadas buscando siempre el avance y mejora de este deporte que tanto nos apasiona. Si todos ponemos nuestro granito de arena, creo que podemos hacer grandes cambios y demostrar que en una gran proporción el corredor es un deportista respetuoso tanto con otras personas, como con el medio físico en el que desarrollamos nuestros entrenamientos y competencias.

·         Información sobre eventos: actualmente casi todos los organizadores disponen de canales de comunicación muy efectivos aprovechando el internet y las redes sociales. En ellos se suelen publicar los detalles completos de las competencias, incluyendo lugares de inscripción, precios de la misma, plazos para realizarla, así como para la entrega de kits, hora de partida, mapa de recorrido, premiaciones y cuestiones afines. A pesar de ello, muchos corredores no acuden directamente a esta fuente de información sino que prefieren preguntar a sus conocidos o amigos, los cuales a pesar de su mejor voluntad pueden tener data incorrecta o desactualizada. Antes de estar consultando en las redes, tómate el tiempo de revisar la información directamente emitida por el respectivo Organizador, y presta atención al recorrido y demás detalles que allí se anuncian.

·         Al momento de inscribirte: tanto si eres tu personalmente el que va a realizar la inscripción a una carrera, como si la gestión te la realiza un amigo o familiar, completa todos los campos solicitados en el formulario, poniendo especial cuidado en utilizar mayúsculas o en su defecto una letra legible. Para los Organizadores que deben volcar esa información luego en una base de datos digital, muchas veces resulta casi imposible descifrar los nombres y apellidos de los corredores, sus fechas de nacimiento, o direcciones de contacto. Luego es muy fácil quejarse de que en los resultados aparecemos con el nombre o categoría equivocada, pero en realidad generalmente no ponemos de nuestra parte para facilitar esa tarea.

·         Llegar a tiempo: las competencias cada vez son más masivas y eso dificulta entre otras cosas la logística de buscar un sitio de parqueo, el calentamiento, o la visita al wc. Piensa que al menos debes de llegar con una hora de antelación a la salida, previendo cualquier inconveniente que en el desplazamiento se pueda plantear como un usual flat. Estaciona el automóvil en los lugares que el Organizador ha previsto al efecto, sin invadir aceras, áreas de grama u otros lugares prohibidos. En muchas ocasiones las pruebas acumulan retraso en la partida por aglomeraciones de los corredores al último momento.

·         Colocación del bib: el bib, número, o dorsal como se le llama en algunas latitudes, tiene la función de identificar junto con el chip, cuando este existe, a cada uno de los corredores. Tradicionalmente el bib se ubicaba con cuatro imperdibles en la parte frontal del suéter del corredor, facilitando así el control de paso por parte de los jueces y miembros de la Organización. Pero por influencia del triatlón, en el que el mismo debía de colocarse de manera rápida después de la natación, se comenzaron a usar sistemas elásticos y cinturones a tal fin. Esto provoca que en ocasiones el bib quede oculto debajo del suéter, o se gire a uno de los lados e incluso a la espalda, lo que complica su correcta visión. Colaboremos con los Organizadores sujetando el bib correctamente en nuestro pecho con imperdibles en todas sus puntas, y así evitaremos posibles errores en los resultados.

·         Uso de los WCs: tener que acudir antes de una competencia a los WCs provistos por la Organización en la mayoría de los casos resulta una desagradable experiencia. Casi todos nos acabamos quejando de los malos olores y falta de limpieza, pero poco nos ponemos a pensar que esos mismos baños son ubicados en perfectas condiciones solo unas horas antes, y es nuestra propia falta de cuidado y de consideración con los demás usuarios lo que provoca su lamentable apariencia. Si tienes que hacer uso de estas instalaciones, dirígete solo a los asignados a tu sexo, respeta el orden de espera, y utilízalos con el mayor esmero para que no queden papeles o rastros de tu paso fuera del sitio correcto.

·         Posición en la partida: este es uno de los ítems más problemáticos que se repiten carrera tras carrera, y donde a pesar de la docencia que se hace sobre el mismo, no se aprecian muchos avances. Cuando llega la hora de ubicarse en la salida algunos participantes (sobre todo novatos pero también experimentados), se colocan en las primeras posiciones junto a los élites buscando publicidad o protagonismo, aun sabiendo que serán muy rápidamente rebasados en cuanto se inicie la prueba. Este tipo de comportamientos frecuentemente provoca empujones y caídas que podrían evitarse si cada participante se ubicase dentro del lote en una posición acorde con su nivel y tiempo esperado.

·         Corredores no inscritos: en la mayoría de las pruebas se presenta el fenómeno de los corredores que ingresan a la misma sin estar inscritos, lo que se denomina “bandit runners”. En ocasiones se trata de corredores que sencillamente se quedaron por fuera al acabarse los cupos, y que solo quieren acompañar a algún familiar o amigo sin mayor pretensión. Creo se puede ser condescendiente en estos casos, siempre que la persona no dificulte ni interfiera en la logística del Organizador, no tome hidratación oficial, y se retire del evento antes de afrontar la zona vallada de meta. Lo que estimo no debe ser admitido, sino más bien sancionado, es cuando la persona por querer hacerse más vivo o inteligente que los demás, engaña a la Organización corriendo sin número, tomando hidratación que no le corresponde, cruzando la línea de meta, e incluso reclamando la medalla de finisher. Entiendo que el precio de las inscripciones en ocasiones es demasiado elevado, pero a nadie se le obliga a correr en una determinada prueba. Se dice que la calle es libre y es cierto, pero de igual modo los Organizadores piden y pagan permisos para tener el uso privativo de ciertas áreas de manera temporal, y si alguien no está de acuerdo con el precio de una inscripción, creo dispone de muchos otros medios para publicitar y defender su posición que hacerlo como bandit runner.

·         No acaparar: los Organizadores cuando hacen sus cálculos de logística e insumos prevén un estimado dependiendo del número de corredores. Tanto durante la prueba, como al final de la misma, cada corredor debería tomar solo la hidratación y alimento que realmente requiera, puesto que habrá otros corredores que lleguen detrás y también lo necesiten. Una mala costumbre es la de acaparar obsequios y muestras de las que dan los patrocinadores en el evento. Tengo que confesar que a veces me da pena ver gente agarrando bolsas y cajas llenas de producto hasta arriba como si se tratara de una gran superficie, por lo que cuando van llegando los competidores del final las muestras ya se acabaron. Hay que entender que se trata de degustaciones. Por ejemplo los juguitos son para que los pruebes y repongas los líquidos perdidos durante el ejercicio, no para rellenar la lonchera de tus hijos durante el próximo mes.

·         Respeto a los Organizadores: como Organizador que soy en ocasiones de pruebas, se en primera persona las dificultades que ello conlleva, y las pocas recompensas que generalmente produce. Por muy buen planificador que creas ser, y tener todo controlado, en las carreras siempre acabas dependiendo de terceros que te deben cumplir en ciertos aspectos, los cuales muchas veces no rinden lo esperado. Creo hay que ser exigentes con los Organizadores pero a la vez comprensivos con las circunstancias. Siempre hay cosas que se pueden mejorar, y es bueno decírselo al Organizador para que tome nota de ello, pero hay que buscar el momento adecuado. Durante el transcurso de una prueba el Organizador anda a mil por hora, con cientos de preocupaciones en la cabeza, y no es el mejor instante para andar poniendo quejas o reclamos. Pasados unos días y ya en frío, creo es el tiempo adecuado para mandar esos mensajes al Organizador, el cual a buen seguro aceptará los comentarios y sugerencias de mejor grado que si se hacen en caliente.


 >>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>>

Saludos y nos vemos en la Ruta!

FER

4 comentarios :

  1. Una recomendación: No dejemos las bolsas del agua tiradas en la vía, carguémoslas hasta la meta y las depositamos en un basurero; hagamos de esta actividad un deporte limpio y amigable con el ambiente!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por la sugerencia. Creo los corredores debemos dar ejemplo en el tema de la limpieza. Aunque el organizador tenga la responsabilidad, podemos colaborar intentando depositar las bolsas si ponen tinacos para ello, y si debemos arrojarlas al piso hacerlo a un lado del arcén donde sea fácil que sean vistas. Hay como una tendencia a lanzarlas bien lejos, incluso entre vegetación donde es materialmente imposible para el organizador rescatarlas.

      Saludos,

      FER

      Eliminar
  2. Aquí solo observo la parte del corredor, sin embargo; también esta la parte del organizador. Sus responsabilidades y si cumple o no reglas básicas como: Iniciar puntualmente por respeto a los que si están desde temprano en la línea de partida, publicidad engañosa, donde te dicen que se refieran o por tómbola premios entre todo el que llegue a la meta y luego ves que se los dan a otros.....que por ahorrarse costos no disponen de baños o seguridad apropiada ya que no es lo mismo un evento de 500 corredores a 1500 corredores. que no respeten a todas las categorías por igual, pues los runners de sillas de ruedas tienen el mismo derecho que los elites y se debe premiar igual.
    Termino mi opinión con que cada runner decide donde correr y donde no, insisto... No logro comprender como hace unos años atrás (2-3) las carreras tenían costos diferentes a los de ahora (mas baratos), y argumentan que todo sube de precio... Se que nadie compra huevo para vender huevos, pero considero que los precios cada ves están mas caros y solo nosotros podemos frenar esta constante aumento injustificado.
    Excelente tu aporte como siempre... Abrazos Fer

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por los comentarios. Ciertamente estas sugerencias iban dirigidas a los corredores. Tomo la idea de hacer algo similar para los Organizadores. El precio de los eventos coincido contigo en que en algunos casos está totalmente fuera de lugar, el único afán es recaudatorio y no de promoción del running. Hace varios días un amigo que estuvo en la Maratón de Medellin me dijo que después de ver la organización y logística de allá, es que ha comprendido que lo que tenemos en pty está a años luz todavía, y no se puede pretender cobrar una carrera de primera categoría cuando en realidad es inferior.

      Fuerte abrazo

      FER

      Eliminar