08 marzo 2013

Carrera Vacceos Cigales

Muy buenas compañer@s:

Ya de regreso por Panamá y retornando a la rutina diaria. Hoy de nuevo series en las pistas con Patrick y disfrutando de una temperatura muy agradable, el frío Castellano ya no es para mi jajaja :)

Dicen que "nadie es profeta en su tierra", y la verdad que lo sufrí en mis propias carnes porque casi no termino en la última competencia que disputé durante mi estancia en España. Se trataba de la I CARRERA VACCEOS CIGALES sobre la distancia de 7 kilómetros. El nombre de la prueba hace referencia en primer lugar a los habitantes de aquella zona de la península antes de su conquista por los Romanos, o sea, los Vacceos, y en segundo lugar Cigales es una localidad de la provincia de Valladolid, mi ciudad natal, que tiene gran fama por la calidad de sus vinos.


Después de competir la semana anterior en la Media Maratón de A Coruña con tan buenas sensaciones, mi hermano Santi me dijo que me apuntaba a esta prueba, así que de una vez quedamos enrolados. Esa semana la pasé en Lugo, una ciudad muy bonita y con tremenda historia de la época de los Romanos. Llegué a Valladolid un par de días antes al evento, y con malas sensaciones en un gemelo. Salí a entrenar esa tarde por las orillas del río Pisuerga con muchas molestias, intenté estirar luego pero no había manera. Cuando me levantaba por las mañanas tenía que caminar casi de puntillas,...jajaja,... que contractura mas fea. El sábado antes de la carrera decidí tomarlo de descanso, y hacer un tratamiento de choque para ver si lograba una mejora milagrosa. Así que nos comimos un tremendo cochinillo cocinado en horno de leña en el Mesón Don Pelayo, y aunque estaba de muerte, parece no ayudó mucho a la recuperación muscular :)


Con muchas dudas nos llegamos a Cigales el día de la prueba mi madre, mi hermano Santi y mi sobrina Teresa que competía en las categorías menores. Buena organización y mucha animación para ser una localidad pequeña. 


Buen nivel de atletas llegados en su mayoría de la provincia pero también de ciudades limítrofes de Castilla-León. Recogimos los dorsales y de una vez nos pusimos a calentar. Todo el mundo decía que hacía una temperatura muy agradable, pero yo no sentía los dedos de los pies jajaja. Estando al sol uno entraba mas en calor, pero en las calles con sombra se sentía un "viruji" tremendo con el viento soplando.


El circuito salía de la Plaza central y tras un primer kilómetro callejeando tomaba ruta a las afueras, por las zonas de cultivos y bodegas, hasta un punto de retorno donde era posible verse con el resto de los competidores. Después de realizar unos trotes y animado por los rayos de sol, tomé la decisión de quitarme la camiseta de compresión de manga T y quedarme solo con la de tirantes. Luego la eché en falta, pero bueno, hay que perder para aprender como se dice.


Salimos puntuales y de una vez tomé buena posición en cabeza. Así pasamos el grupo puntero por el primer km en 3.10 antes de meternos ya en caminos de tierra con algunos charcos. 



El perfil no era completamente llano sino que tenía algunas bajadas y repechos. En la primera bajada el gemelo se me volvió a contracturar feo, y dudé por unos momentos en parar. Decidí al final seguir con cuidado de no romperme, y de ahí hasta meta me fueron pasando muchos competidores. Al final victoria merecida de Fernando Lorenzo de Zamora, y mi posición la 23 de 345 clasificados con tiempo de 25.44, tercero de la categoría Veterano C.

En los últimos kilómetros mas que el gemelo que iba contracturado pero no dolía, me sentí fatal por el aire en los pulmones, me quedé frío y casi no podía respirar. Tardé como 10 minutos después de la llegada en dejar de escupir y toser como un loco,... parece se me había metido un alien dentro,....jajaja,... que miseria,...esto de cambiar los calores del trópico por la fría meseta Castellana me pasó factura.


En la meta nos entregaron a todos una botella de vino como premio, y rápidos a cambiarse porque a la sombra te quedabas helado. Durante la prueba pude saludar a varios amigos y atletas conocidos de Pucela, como Jesús Centeno y Jesús Aldea.

Os adjunto algunos links a los resultados y fotos, y también un video donde se me ve entrando en meta.





VIDEO DE ENTRADA EN META (ver minuto 25.36)


Creo que hice bien en no forzar el gemelo y correr el riesgo de una posible rotura. Ya de regreso en Panamá he podido entrenar estos últimos 3 días y hoy haciendo series lo tengo completamente recuperado. Ahora toca afinar la forma de cara a la Challenge SAUCONY del Cerro Ancón del próximo día 24 de marzo. Va a ser sin duda un tremendo reto, no tanto por la subida que tiene su "aquel", sino por la bajada después para completar los 12km hasta meta. Que dios nos proteja ! 

Gracias a todos por vuestros ánimos y comentarios. Un abrazo enorme,

FER

6 comentarios :

  1. Que gusto tenert de vuelta amigo! Se nota que disfrutaste el viaje y sin dejar de zapatillear!! Yo con el frio no me llevo tampoco jajajaja pero el vino que daban en la meta posiblemente me convencía de correr jaja saludos

    ResponderEliminar
  2. Ja ja ja!!! Me has hecho reir a lo grande Fer, tosiendo a lo loco con un alien adentro, la botella de vino era para empinarcela al momento y embrutecer al alien. Eres un crack hermano. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Que bien que ya no tengas molestias! y felicidades por ese tercer puesto, sería el tratamiento de choque que te marcaste, jaja. Esa técnica me la apunto. Un besazo!

    ResponderEliminar
  4. Carlos Alberto López de Freitas11 de marzo de 2013, 7:53

    Definitivamente, has dejado de ser castellano!!!!.

    Me alegro que no fuese nada lo del gemelo.

    Y gracias por las roscas de palo, mi padre disfrutó mucho con ellas.

    ResponderEliminar
  5. Fer parece mentira que con el cochinillo aún notaras el frío.

    Que lo del gemelo vaya bien es lo mejor.

    ResponderEliminar
  6. Nando, espero que la desaparición de las molestias en tus gemelos sea definitiva. Cierto que el frío de Pucela no es buen remedio para las lesiones musculares... Nosotros nos quedamos también frios con vuestra partida y procuramos volcarnos en los menesteres del día a día para no pensar en exceso... Os echamos de menos. Un beso. Javier R.

    ResponderEliminar