19 agosto 2010

AL TRILLO SE LE RESPETA


A mi hijo Diego le encantan los programas de naturaleza y animales. Con frecuencia pone en el cable National Geographic, y en mas de una ocasión he visto con él imágenes de manadas de Ñus en plena estampida intentando cruzar por quebrados cauces de ríos en África. En esas oportunidades, es tal el ansia que tienen todos por mantenerse unidos en la manada y llegar a esos nuevos pastos, que muchos mueren ahogados o quedan malheridos siendo posteriormente devorados por felinos u otras fieras salvajes.

Este pasado domingo, aunque no era África se vivió en El Valle de Antón una imagen similar a la anteriormente descrita. Una manada no de Ñus sino de locos corredores de trillo nos aventuramos por la bajada de Jordanal como si nos fuera la vida en ello. Sin tener en cuenta los 45km de distancia de la carrera, ni la dificultad del recorrido en su zona media y final, nos lanzamos desde el inicio en estampida arrasando con todo lo que se ponía a nuestro paso, cruzando ríos, quebradas, lodos y barros. Salvo por los cachos, que espero no tenerlos,...jejeje,...así acabé sintiéndome en la carrera del Valle, como un Ñu, un Ñu malherido y abandonado por la manada en medio de la nada, a la espera de que me comieran las fieras.

Este año volvíamos al Valle de Antón para tomar parte en la segunda edición del VALLE TRAIL RACE, carrera de las usualmente denominadas en Europa de montaña, pero a las que aquí se le pone el adjetivo de nuestros vecinos del norte de Trail. La buena propaganda y reseñas de la primera edición, en la que los participantes estuvieron limitados a 75, hizo que la organización en mancuerna de PANAMA RUNNERS y PURAVOLUNTAD aumentara este año esa cifra hasta los 150. A pesar de duplicar su capacidad, la prueba se vendió de nuevo al 100%, e incluso unos cuantos atletas se quedaron finalmente fuera por falta de espacio. Las distancias programadas en esta ocasión dos opciones: media-maratón de 21km y maratón de 45km, siendo el diseño de los recorridos mayormente gentileza de Irving "Rompy" Bennett.

Antes de las 6.00 am y en plena oscuridad, ya los participantes nos fuimos concentrando alrededor del Hotel sede, El Campestre, en cuyas instalaciones estaba situada la salida y meta del evento. Jamás he visto en Panamá tanto entusiasmo y espectación como se reflejaba en los rostros de los participantes, especialmente en los de 21km. Para muchos de ellos era su primera incursión en este tipo de terrenos, y la mayoría estrenaba sus zapatillas de trillo o llamativos sistemas de hidratación. Nunca antes se habían concentrado en una prueba local tantos cinturones fuel belt, botellas, camelbacks y similares,..jejeje,..Las tiendas han debido de agotar sus existencias :)

Muchos de los participantes estaban acompañados por sus familiares, así que la marea de gente era enorme, y muy colorida. Como es habitual, todos esos momentos previos fueron los mejores para saludarse, intercambiar cuentos, sacarse fotos, y desearse suerte. Entre los grupos que mas participantes aportaban, el siempre animoso HHH (Hash House Harriers) estrenando sueter, atletas de PURAVOLUNTAD, PANAMA RUNNERS, TOP TRAINING CLUB, TOTAL TRAINING TEAM, RUNNING BALBOA, JUANETEROS, METRODOME, las simpáticas CERDAS, X-TEAM, TRITONES, y otros cuantos mas,...sorry a los que se me queden por fuera ! ! !
A las 6.15 am con los primeros rayos de sol tomamos la partida los 24 atletas de los 45km, corriendo por la grama del Campestre rumbo a los Berrales y La Mesa. Mientras nos mantuvimos en grupo la prueba se hizo muy amena y llevadera, pero el local Santana tenía otros planes y ya antes de la bifurcación en Y de Finca Aleni donde se dividían las 2 rutas ya se puso en cabeza a marcar el ritmo. Poco a poco la manada fue perdiendo a sus miembros, uno tras otro, devorados por la vorágine de una carrera cada vez a ritmo mas lanzado. Al paso por este primer Aid station el GPS marcó casi 5km en poco mas de 30 minutos de carrera, a pesar de que el recorrido había sido mayormente en ascenso y con partes muy irregulares.

De aquí a Jordanal, el siguiente punto de hidratación, algo mas de 9km de descenso, con 5 o 6 subidas intercaladas que como se vio al final hicieron mucho daño por el ritmo al que se corría. Del sexteto inicial que nos mantuvimos por los Berrales, Javier Gonzalez, y LuisMi Hincapie en su 8a Maratón del año, fueron los primeros en ceder el paso, no se si por falta de fuerzas o sabiamente viendo lo que se venía encima. Ya en la bajada a Jordanal, el experimentado Nico García también se descolgó de la cabeza, quedando ya solo el vallero Santana, Ernesto Durán y el que suscribe en la punta. Durán y yo intentábamos no acelerar demasiado ese tren, pero Santana seguía con su paso constante como si la línea de meta estuviera en el mismo Jordanal. Tanto Durán como yo íbamos con nuestros cinturones y una rutina establecida de ingesta de líquidos y sólidos, pastillas de sal, etc,...pero Santana no llevaba ninguna clase de botella y todo lo que tenía en la mano era una barra energética que un patrocinador había repartido instantes antes a la partida. Durán y yo comentábamos asombrados,...."o está como un tiro,...o está loco y nos va a reventar a todos". Llegamos a Jordanal marcando el GPS algo mas del km 14 de la prueba en 1h17 pelaos,....habiendo hecho el tramo de algo mas de 9km desde el último Aid Station a una media de 4m55s/km. Definitivamente nos dimos cuenta de que se nos había ido la mano, y en nuestro empeño por no descolgarnos de Santana habíamos ido mucho mas rápido de lo debido.
Yo tenia entrenada una rutina de hidratación en mis long runs de los últimos meses de 1 botella de 22 onzas por hora, mitad agua y mitad Gatorade, por lo que llevaba 2 botellas. En el tramo de Jordanal hasta cerca de La Mesa, de unos 12km, ya sabíamos que no habría posibilidad de puesto de asistencia por lo inaccesible del camino. Ese tramo debido a su dificultad lo tenía calculado conservadoramente en unas 2 horas, por lo que rellenando ambas botellas en Jordanal estaría cubierto. Al llegar al primer puesto de hidratación varios intentamos cargar Gatorade sin éxito pues no había,...."bueno, van 5 km, no problem,....ya habrá en Jordanal". En el segundo Aid Station de Jordanal nos dieron la noticia,..."Solo agua",....chusoooooo,..que cagada ! ! ! Santana que iba delante ni bebia ni paraba, Ernesto y yo alucinábamos con el man,....esperando que en algún momento hiciera catacrak. Nosotros con nuestros geles y vainas proteicas reponiendo a cada rato y Santana - dizque - tomando miel de palo,....no se donde, yo no lo vi cargando nada ni menos treparse a ningún arbol.
Al salir de Jordanal vimos como a Santana se le unió lo que nos pareció un pacer cargado con una mochila, pero unos cientos de metros después de golpe y porrazo Santana y su pacer desaparecieron de nuestra vista. En ese punto era una bifurcación en forma de Y que inicialmente se había pensado tomar por el camino mas sencillo y corto a la izquierda, pero que la semana antes se había marcado por el otro ramal siguiendo de frente, mas largo y con un trillo super embarrado y técnico. Ernesto me dejó pasar delante porque había otras varias bifurcaciones que podían llevar a la confusión, y le dimos duro en busca de Santana. Pero de Santana y su pacer ni sombra. Logramos salvar ese duro tramo y reincorporarnos al camino que inicialmente habíamos abandonado, pero ya comencé a sentir la musculatura bastante rígida, sobre todo en la zona del vasto interno y cara interna del muslo que es mi parte mas frágil.
Las zapatillas ya estaban totalmente enlodadas, lo que en particular a mi no me preocupaba mucho, pero le dije a Ernesto que tranquilo que venía el primer cruce de río de los 5 grandes que debíamos hacer. Cruzar ríos la verdad es que en contra de lo que se pudiera pensar, resulta muy chévere, uno se siente medio Indiana Jones :) y es muy refrescante.
Con las zapatillas limpias iniciamos un tramo muy duro de ascenso en dirección al poblado de Río Indio Centro. En esa parte Ernesto se me fue unos metros, mientras yo relajaba el paso intentando mantener activa mi castigada musculatura. La semana anterior habíamos estado marcando esta parte de la ruta y estaba super lodosa y resbalosa, mucho mas que el día de la prueba. De hecho, en esa bajada de Río Indio al zarzo colgante, Dani Alveo y yo nos habíamos ido al piso al mismo tiempo a pesar de ir completamente relajados. En la carrera en cambio bajé con todo tras los pasos de Ernesto mientras este iniciaba el paso del zarzo. Ese fue el último punto en que pude ver a Durán durante la prueba.
Si el día del marcaje de la ruta pasé el zarzo con mas miedo que otra cosa, a pasitos como las muñecas de la TV,..jejeje,...en esta ocasión saqué valor y me lo crucé de un solo corriendo a toda mecha,...me tenías que haber visto Rompy ! ! ! Vencí mis miedos :) Yo creo que el día del reconocimiento el "maluko" de Alveo que venía cruzando detrás me movió el puente a propósito ! ! !
Nada mas pasar el puente que era el punto de menor elevación de la carrera, se giraba brúscamente a izquierda y comenzaba otra dura loma de ascenso de varios kilómetros hasta las 3 Cruces (en la gráfica del GARMIN podeis ver como una nariz justo en medio). Esa zona de hiking me acabó de destrozar. Las piernas se pusieron como postes y cada paso que daba era un gran esfuerzo. Llevaba poco mas de 1/3 de carrera, y ya fui consciente de que sería imposible revertir esa situación muscular, mas si cabe sin Gatorade y con todo lo que faltaba antes de llegar a una zona mas cómoda como La Mesa. Estaba fuera de la competencia.
Pero ahí en medio de la nada no me quedaba otro remedio que continuar avanzando,...keep moving,...si tenía que abandonar debía llegar al siguiente Aid Station. Me dediqué simplemente a caminar las pocas zonas planas y bajadas, y a subir con continuos descansos y estiramientos las zonas mas pendientes de hiking. Así bajé de las 3 Cruces, crucé el Río y llegué por otro duro tramo de escalones a Boca de Las Minas. Allí a pesar de ser un lugar poblado tampoco había nadie. Desde este punto existía una opción de esperar un pick up y viajar hasta Penonomé y de allí al Valle, pero me pareció que esa enorme vuelta me iba a llevar un montón de tiempo,...así que seguí por la ruta de la carrera. El tiempo pasaba y obviamente la hidratación calculada para 2 horas se agotó,...así que me dediqué a beber agua de río en los 3 siguientes cruces del Río Las Minas. Siendo sincero no me dió ninguna mala sensación beber ese agua, ya que el río se veía claro y en cualquier caso tomando luego un antiparasitario Rompy nos había avisado no habría problemas. En algún momento me alcanzó Nicolás García, y me preguntó donde iban los punteros. Le dije que nos llevaban mucho, ya que yo pensaba Santana y Ernesto habrían mantenido su frenético ritmo. Luego me enteré por el propio Ernesto que había logrado alcanzar a Santana por las 3 Cruces medio desorientado, y que a partir de ese punto caminaron juntos casi todas las subidas. Así que los de delante también estaban comenzando a sufrir los efectos del cansancio y la deshidratación.

Después de abandonar el ascenso por la quebrada camino a La Mesa, precioso pero agotador, sabía que venía la zona con mayor pendiente de todo el recorrido, tras una bifurcación en que se tomaba a la derecha. En ese tramo de solo 3km demoré 1 hora ! ! ! Se pueden imaginar que mas que ascender por esos escalones de puro hiking era como arrastrarme. Para complicar mas las cosas habíamos salido de la frescura de la vegetación y a pesar de ser solo las 9.30 am el sol pegaba en todo lo alto. En algún punto de esa interminable senda, medio incrustada en el propio terreno por la escorrentía de lluvia, vi acercarse por detrás a Javier Gonzalez, con paso cansado pero mucho mas firme que el mío. Eché en falta los "poles" de Stoute para poder apoyarme,....horrible,....no daba 2 pasos seguidos, y con frecuencia me vencía para los lados, menos mal que el terreno que estaba mas alto me sujetaba,...sino hubiera acabado regado por ahí mismo :)

Al terminar ese tramo infernal, venía un poco de cresteo, pero de nuevo la ruta se ponía bien exigente para arriba hasta la llegada final al siguiente Aid Station, punto en el que ya se acababa el trillo e iniciaba un camino accesible a carros doble tracción. Llegando justo arriba, auffff,....ya las piernas mas parecían los famosos árboles cuadrados del Valle que otra cosa. Ahí me dejé caer al lado de las asistencias a descansar un rato, mientras vi como aparecían casi en fila india y jadeando Alicia Zorrilla, Dieter Hanning, y LuisMi Hincapie. Aqui la gente ya ni llenaba botellas ni leches, se echaban la jarra de agua encima para refrescarse. Le dije al encargado del puesto que abandonaba, pero como no había ningún vehículo que me pudiera llevar de vuelta al Valle, me recomendó siguiera caminando hasta La Mesa unos 4 km mas adelante. Alicia y Dieter salieron rápidos, mientras que LuisMi y yo fuimos ese tramo casi todo el rato caminando, hablando y maldiciendo de lo duro que era esa vaina. En un punto vi venir de frente a 2 uniformados del Sinaproc (protección civil) corriendo a toda pastilla,...."puta, algo ha pasado". Les pregunté pero no me respondieron, lo cual me dejó preocupado. Ya cerca de la salida a La Mesa nos cruzamos con un doble tracción donde iba Daniel, el crew de LC Stoute. Paramos a conversar un rato y les pregunté que había pasado con Sinaproc. Dentro de la confusión reinante, nos comentaron que había fallecido un participante,...pero no se sabía muy quién, donde ni porqué,...¡Que fuck up ! ! ! Nos quedamos de piedra ! ! ! Quise llamar en ese mismo momento a mi esposa para decirle que estaba bien, pero el celular de Daniel no tenía cobertura.

Esa noticia opacó totalmente la buena que veníamos esperando oir desde la salida cuando Daniel señalando un cooler nos dijo ¿Necesitais Gatorade frío???? Ambos estábamos totalmente deshidratados, y compartimos un par de botellas que nos supieron a gloria después de casi 30 km y mas de 4h y media de carrera. En defensa de Daniel, porque no se si finalmente cuando llegó Stoute a encontrarse con el carro quedaba o no Gatorade, aunque Daniel no nos lo hubiera ofrecido estábamos en situación tan precaria que lo hubiéramos tomado al asalto, y cuidado que hasta le hubiéramos quitado el cooler y el propio vehículo :)

El Gatorade frío produjo en nosotros un revulsivo total, y nos pusimos a correr ya oliendo las granjas de pollo de La Mesa. En la Finca Cecilia, punto de reunión con la ruta de los 21kms, mi GPS señaló 30 km y 4h42 minutos de tiempo corrido. Ya en asfalto y con terreno favorable de bajada lo único que pensé fue en mi esposa, y como estaría preocupada de no verme pasar por el Cool Zone no ya entre los primeros lugares, sino mas de 1 hora después del tiempo que le había dado como referencia. Me atrapó la idea de que quizás no supiese con detalles del fallecimiento del otro competidor, y pudiese pensar que era yo, o al menos que me había pasado algo grave. Me angustié mucho y le di con todo en ese tramo de bajada hacia El Valle. En el km 31 encontré el siguiente Aid Station, donde por primera vez había Gatorade,....&%$#)?&$ ! ! ! (censurado, jejeje) ! ! ! Pasé a Dieter Hanning que iba caminando relajado en ese tramo y al rato me crucé con mi esposa que venía en carro a buscarme. Aunque me sentía con fuerzas, sabía que sería inútil intentar ascender la India dormida, ya la musculatura estaba muy golpeada y en cuanto hiciera un mínimo gesto de ascenso me iba a bloquear con un alto riesgo de lesión. Así que en el km 32 de la ruta, con 4h 54 minutos 37 segundos, y en el puesto 6º provisional de la prueba, abandoné la competencia montándome al carro. De allí fuimos al Cool Zone a notificar oficialmente el DNF a Lizbeth y resto del crew de apoyo, los cuales me animaron mucho, sois geniales. Ellos mismos notaron como estaba la musculatura de rígida a simple vista, parecía a punto de estallar, y entendieron la decisión.

El cielo estaba empezando a nublarse, asi que fuimos al hotel para tomar una ducha, hacer el check out, y reponer algo de fuerzas. Mientras estábamos sentados en la terraza almorzando, pude ver pasar en sus últimos kilómetros de recorrido a algunos de los competidores, y dentro de lo posible les di ánimos para no aflojar el paso hasta la cercana meta.

Algo después el cielo ya se abrió y empezó a caer toda el agua del mundo. Fue una lástima porque deslució un poco la llegada de los últimos atletas, pero en El Valle y esta época del año eso parece la regla y no la excepción. Finalmente el local Jose Santana se alzó con la primera posición con tiempo de 5h30 minutos, segundo Nico García con 6h 20, y tercero Ernesto Durán con 6h27. Teniendo en cuenta que el km 14 lo pasamos en 1h17, se pueden imaginar el infierno que para todos fueron esos últimos 30 kilómetros. En la rama femenina Alicia Zorrilla repitió victoria llegando en la cuarta posición absoluta con 6h40 minutos, impresionante ! ! ! Mi mas sincera enhorabuena a todos, que adicional a rivales son buenos amigos. Solo una docena de competidores arribaron oficialmente a meta, y adicional a los DNF hubo otros cuantos que no pudieron completar el trayecto al suspender la Organización el ascenso a la India dormida por riesgo de tormenta eléctrica. Un par de semanas antes dos turistas habían fallecido a causa de un rayo cuando estaban en la cima, y es entendible que Sinaproc quisiera curarse en salud, mas teniendo en cuenta el suceso previo del fallecimiento de un corredor esa misma mañana.

Sobre este lamentable evento se confirmó que el atleta fallecido se trataba de Joe Parker, estadounidense de 68 años de edad, el cual sufrió al parecer un ataque cardiaco minutos después de iniciarse la prueba de 21 km. Según los que lo conocían, Joe era un miembro activo del Hash House Harriers, asiduo participante de competencias atléticas y triatlones, por lo que tenía un estado físico adecuado. Según testigos presenciales antes de llegar a los Berrales, y mientras simplemente iba trotando y charlando por el primer tramo de asfalto que no tenía mayor complejidad, cayó al piso fulminado y a pesar de las asistencias nada se pudo hacer. Desde este espacio, mi mas sincero pésame a toda su familia, amigos, y miembros del HHH.

En lo personal como es obvio no terminé muy contento con mi actuación, sobre todo teniendo en cuenta que me había preparado a conciencia, pero con la noticia del fallecimiento de Joe Parker a flor de piel me sentí como un privilegiado. El próximo año El Valle seguirá ahí esperándome, y tendré la oportunidad de compartir con otros amigos y atletas esos senderos, trochas, y paisajes auténticamente de lujo. Joe lamentablemente no tendrá esa oportunidad, aunque espero desde arriba nos esté observando y pueda sentir que nuestros pasos también son en parte suyos. Creo la Organización ya está considerando la idea, pero me parece adecuado que esta prueba esté dedicada de ahora en adelante a la memoria de Joe Parker.

La vida sigue, y la próxima edición 2011 ya está en la mente de todos. Quitando algunos aspectos muy puntuales, la Organización estuvo a muy buen nivel, considerando las dificultades que montar una prueba de este tipo conlleva. Desde la marcación en que se roban las cintas, los voluntarios locales (pagados) que le dan al levantamiento de codo mas de lo debido el día anterior y no se aparecen en su puesto, el conductor del pick up que en su momento dijo que se podía llegar hasta tal punto pero eso solo era en su imaginación, etc, etc, etc, mil cosas y detalles que hacen del VALLE TRAIL RACE sin duda alguna una de las competencias locales mas complejas y a las que hay que dedicar mas tiempo y recursos.
Mi felicitación a todo el team que en mayor o menor grado ha puesto su granito de arena para que contemos en Panamá con una prueba en su recorrido y características de primer nivel mundial. Al race director Dani Alveo; a las cabezas de PURAVOLUNTAD y PANAMA RUNNERS Carlitos Rettally y Elmer Ortiz; a Pochi Calvo encargado de las finanzas; a Lizbeth Ramírez a cargo de inscripciones y Cool Zone; a Rompy Bennett diseñador de la ruta y marcaje; al propio Jose Santana, coordinador local de voluntarios y mil cosas mas; a J. Peter Demas en el mercadeo; Verónica Zelaya en puesto de meta; etc, etc, etc, MIL GRACIAS ! ! !
Con las manchas de barro todavía en sus zapatillas, Rompy Bennett ya está craneando rutas para la próxima edición, incluso con la opción de convertirla en su distancia larga en Ultra aumentando hasta los 50 km (ver entrada en su blog). Realmente tal como está concebida ahora mismo la ruta de 45km (46 km según los GPSs), tiene todos los elementos para considerarse una Ultra, salvo por la distancia. En cuanto a superficie, recorrido, metros de ascenso, y otras características, EL VALLE TRAIL RACE está a la par o es bastante superior en exigencia a algunas de las pruebas oficialmente consideradas como Ultras mas renombradas. En cuanto al ascenso total, mi Garmin se paró en el km 32, faltando toda la subida y el cresteo por la India dormida, pero la suma en esos momentos era de 2,300 metros. Teniendo en cuenta que Rompy me dijo faltarían como otros 800 metros adicionales, eso nos llevaría a un total superior a los 3,000 metros acumulados de ascenso, en su gran mayoría concentrados en los últimos 30 km de recorrido.

Soy de la opinión que como es obvio hay recorridos mas exigentes en cuanto a grado de ascenso y dificultad que otros, pero los propios corredores somos los que con nuestra estrategia de carrera los convertimos en factibles o no. En mi caso, una pésima estrategia de carrera me condujo este domingo pasado al DNF.
Por el km 3 en Los Berrales, encabezando el sexteto inicial con Durán y Santana a mis espaldas, (foto cortesía HHH). Creo que es la única foto en movimiento que tengo de la prueba, ya que los fotógrafos se concentraron en las zonas de mas fácil acceso cerca de la India dormida
Mi esposa Lisette tomó esta bonita imagen de la bruma en el Cerro El Gaital


Con Elmer del equipo "Lagartijas",...jajaja,..que pasó Elmer??? Ahora en Brooks???
Anécdota de Elmer: El man que en Panamá tendrá mas acceso a botellas y merchandising, y 5 minutos antes de la salida andaba apurado buscando una botella porque no tenía,..jajajaja, ahy Elmer hermano,....en casa del herrero cuchillo de palo :)
Concentrado antes de la partida. Parece que luego se me olvidó ;)
Con Luis Carlos Stoute, uno de los primeros "locos" a los que se les ocurrió que correr en trillo y ultras era divertido y chévere,...."LC, mira la que has montado" ! ! !



Con el Dr. Shoemaker,...este man se olvidó las zapatillas de trillo en la Ciudad, y se regresó de vuelta desde El Valle de madrugada,....yo creo que si durmió un par de horas fueron mucho



Hijo y padre, Jorge Patricio y Jordi Riba, con sus sombreros Valleros



Con los HHH Sonia y Jordi Kolon (Jordisssiiimmmmo), ...y pensar que este man hace unos años ni corría ! ! ! En buena hora le dije que podría hacerlo,....terminó la prueba cerca del tiempo límite pero Sobrevivió al Valle, otros no podemos decir lo mismo :(


Con Margaret "Burbuja" Von Saenger. Ella e Iris "Bombón" Regalado se cambiaron de 21 kms a 45 kms varios días antes de la prueba. Decisión valiente que deja bien a las claras el carácter luchador y nada conformista de las Super Poderosas. Lamentablemente, la tormenta las dejó fuera de carrera sin poder completar la India dormida.


Con la adrenalina a mil por hora



Tiempo fuera, 45km por delante



El grupo saliendo de la grama del Hotel Campestre



Si ven a este especimen suelto por El Valle favor llamen urgentemente a SINAPROC ! ! ! En trillo es altamente peligroso, no se les ocurra confrontarlo o pueden sufrir las consecuencias,..auchhh, responde al nombre de Santana. Eso no se hace Jose,...la próxima vez que vengas a competir a la capital y te quedes en casa a dormir te voy a poner en la perrera :)



Joe Parker, iniciando la que sería la última carrera de su vida. Amigo, siempre te tendremos presente ! ! ! (foto cortesía TROIS)



La que seguramente sea la última foto en vida de Joe Parker, pocos metros antes de su fallecimiento (foto cortesía Verónica Medina)

ENLACES SOBRE LA PRUEBA


CLASIFICACIONES OFICIALES

Relato de IRVING "Rompy" BENNETT, participante de los 45 kms

Relato de ERNESTO DURAN, participante de los 45 kms

Relato de CARLOS RETTALLY, participante de los 45 kms

Relato y video de CLIMIDO RIVERO, participante de los 21kms

Fotos de CLIMIDO RIVERO, participante de los 21kms

Fotografías de ANA y MARVIN COREA, participantes de los 21kms (en facebook 1)

Fotografías de ANA y MARVIN COREA, participantes de los 21kms (en facebook 2)

Fotografías de MARTIN (HHH) en facebook

Fotografías de PANAMA RUNNERS en facebook

Fotografías del team RUNNING BALBOA en facebook

Fotografías de VERONICA MEDINA en facebook, participante de los 21kms

Fotografías de MARIE LIL CAMACHO en facebook, participante de los 21kms

Fotografías de ROBERT ROURE en facebook, participante de los 21kms

Fotografías de AURORA ATENCIO en facebook, participante de los 21kms


Si alguno teneis mas fotografías agradeceré me mandeis vuestro link para adjuntarlo.

También os comparto algunas sugerencias para la Organización del Valle Trail Race 2011. Por favor, dejar vuestros comentarios e ideas :)

- Hacerle creer a Rompy que se ha ganado unas vacaciones en internet de una semana a Bora-Bora, y cuando se encuentre en el Pacífico hacer el diseño y marcación de la nueva ruta, jajaja ;)

- Prohibir correr a todos los atletas del Valle,...especialmente a Santana,...así es que no se vale,...que abuso ! ! !

- En el caso de que esto anterior no sea posible, hacerlos correr con una piedra de jabón de 20 libras a la espalda,... hay que promocionar la artesanía local ! ! !

- Si estas dos recomendaciones anteriores no pudieran ser de aplicación, me plantearé la opción de irme a vivir al Valle a ver si se pega algo.

- Cobrar $100 de penalidad a los que se inscriban tarde, estos cupos del Valle son como la tarjeta Master Card, no tienen precio.

- Poner puestos de hidratación de Gatorade cada 200 metros,....please,...aunque sea sabor Nance :)

Pongo punto a final a esta entrada porque no acabaría nunca. Quedan por fuera otras muchas anécdotas e historias que contar, como la travesía de Marvin Corea y su esposa que corrieron barefoot, los primeros 21kms de Vero Medina (buen sitio para hacer tu debut amiga), la primera maratón de Joaquin Gil del Real (ole tus hue,...), y otras muchas mas a cuyos protagonistas les brindo este humilde espacio.

Muchisimas gracias a todos por vuestras llamadas, mensajes, chats, etc de apoyo, me han hecho mucho bien de verdad. Nos vemos en el Trillo.

FER

18 comentarios :

  1. excelente relato. yo participe en los 21km y me ocurrio algo parecido a lo que describes subiendo la india. Esa sensacion de calambre es terrible. Como estaba cerca de la piedra del sapo decidi seguir, pero caminando por supuesto. Hasta el final. Y de seguro el proximo anio vuelvo a participar.
    Cornelio

    ResponderEliminar
  2. Vaya aventura. Con esos tiempos pinta de durilla tiene sobre todo esos últimos 30 km. A mi también me pasó lo de los calambres en mi primera maratón de montaña, que mal lo pasé.
    DEP Joe.

    ResponderEliminar
  3. Ahora me enteré que George Shoemaker que terminó la prueba de 45 kms en tiempo, sufrió un tropezón en medio de la prueba, pero no le dió importancia y siguió corriendo.

    Días después le comenzó a molestar bastante y tras unos exámenes le diagnosticaron rotura de ligamentos en el tobillo, y de 4 a 6 semanas de reposo. Es increible pero con la adrenalina del momento no sintió ningún dolor. A recuperarse Doc ! ! !

    ResponderEliminar
  4. Fer,
    El proximo año ya sabemos a que atenernos y sabremos entrenar en consecuencia. Alrededor de la ciudad no hay nada que se asemeje a las subidas y bajadas del Valle de Anton o sea que tendremos que rentar casa alla, o si el presupuesto no da pues tocara acampar en el jardin de Rompy!
    Me partio de risa lo del Gatorade de nance, jajajaja
    Un abrazo y nos vemos pronto.
    Margaret

    ResponderEliminar
  5. Gracias Fer por la crónica, no había leído nunca un relato de una prueba tan dura. Estoy sobrecogido por la emoción e intensidad que le has puesto al relato. Estar allí e intentarlos ya era mucho.
    un abrazo campeón.

    ResponderEliminar
  6. Muchos ánimos Fer, el año que viene habrá una nueva oportunidad. Carrera muy muy muy muy dura y el Santana te la lió.

    Ahora a recuperarse y a por la próxima.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Enhorabuena, le pegas a todo: pista, montaña, cross, asfalto. Ha tenido que ser muy bonito correr por esos parajes.

    ResponderEliminar
  8. Fer, que crónica!!!!!!!!!!. Que emoción transmite y cuanto sentimiento, es impresionante tantas sensaciones por esos parajes y una lástima el fallecimiento de un compañero.
    El 2011 te estará esperando y a ese Santana mejor le amarráis a un árbol antes de la salida.
    Un fuerte abrazo,

    ResponderEliminar
  9. Sencillamente fantástico,emociolamente genial.
    Gran carrera,maravillosa entrada y un escenario magnífico.
    Güau debería salir redactada en alguna revista de Running,enhorabuena compañero.
    Saludos

    ResponderEliminar
  10. Excelente cronica Fer, me ha encantado leerla y comprobar la dureza de una prueba así, una retirada a tiempo tambien es una victoria.

    Una lastima la perdida de un runner en acto de servicio, seguro que ahora no se perderá una carrera desde el cielo. DEP

    Un saludo y cuidate campeón.
    Quique

    ResponderEliminar
  11. Otras recomendaciones:
    - Al final del evento se debiera colocar a los organizadores en fila y entrarle a patadas!
    - En eventos futuros, coordinar para que Gatorade coloque algo de polvo sabor naranja directo en el rio, para abastecernos "a pasto"

    Nada mostro ... mala estrategia, mal día, mala leche! a recapitular y pensar en el 2011, que cuidado y el evento se mueve al verano . ooooohhh primicia o bochinche?

    ResponderEliminar
  12. Hola FERRRRRRRRRRRRRRR,eres ÚNICO y mi favorito por tu tierra..............que pasada de crónica..leerla ha sido como estar metido en la carrera.......por cierto vaya trail duro..duro....desde luego hay que darte la enhorabuena por el carrerón que hiciste a pesar de tener que abandonar con una dura y sabia decisión para no complicar más las cosas si caben......muy bien preparada la tenías y muy bien hubieras terminado...has sido un "ñú" de los que tiran de la manada con dos coj..... y como bien dices ya estás viendo la próxima edición para poder hacer ese duro reto una vez más hasta el final.....el gatorade un poco justo?..Yo entiendo que dentro de lo que cabe no estés contento..yo soy casi como tú jjeje...ya quisiera..),pero es verdad que cuando no terminas por fuerza mayor o por lo que sea,pues es una sensación rara y de rabia...pero lo bueno es que al año siguiente vuelve otra edición y con ella otra aventura más en la que te deseo como en todas que vaya fenomenal......que no le pase a nadie loq ue al compañero de 68...que putada...quien iba adecirle que sería su última hazaña.....en fin.....sin comentarios mejor tenerlo en el recuerdo y ciudarnos todos, disfrutar ala máximo que la vida va y viene igual que vamos corriendo de un lado para otro hasta el final...ójala esa meta final no la alcancemos hasta el 99 y con salud para correr,ver y contar.....GRAN FER....sigue así eres un atleta de los pies a la cabeza,se aprende mucho leyendote....a parte de la gran persona que eres......que vaya todo bien,salud para tí y los tuyos...un abrazo kiko.No me acordaba gracias por darme nombre al lado de LA BESTIA PARDA que es ÚNICA como tú..y bien lo sabes yo he tenido la suerte de correr con él y conocerlo y es mágnífico en todos los sentidos,ya le queda poco para su garn reto de los 365 maratones....seguro que lo conseguirá...bueno Fer te dejo...y te sigo como siempre,hasta pronto,saludos Kiko.....

    ResponderEliminar
  13. Menuda aventura Fer!!! Bonita crónica. Aunque no la terminaras, enhorabuena por el esfurzo invertido y mucho ánimo para la próxima edición, seguro que no se te resite.

    Lástima la pérdida de Joe Parker. Es duro asimilar estas cosas cuando ocurren. Espero que como homenaje pongan su nombre a la carrera, sería bonito.

    Un saludo y a seguir con esa energía!

    ResponderEliminar
  14. Lo priemro es felicitarte por semejante hazaña, le solo inscribirte e iniciarlo. Vaya dureza y sobre todo, valor para enfrentaros a tantos kms tan duros.

    Una pena lo de ese corredor, DEP.

    Un abrazo, fer.

    ResponderEliminar
  15. Gracias Fer!
    Por ahora me tocará retirarme por unas semanas, ya me siento raro, pero supongo que el tiempo me alcanzará más para otras cosas pendientes.
    Muy bueno el relato, y similar al tuyo tengo este sentimiento de que tengo algo pendiente con El Valle. Te felicito por haber mantenido la cabeza fría en el calor de la competencia y haber sabido tomar las decisiones correctas, eso es dificil.

    ResponderEliminar
  16. Una autentica pasasa Fer, ufffff que dureza, un abrazo y gracias por tus animos.

    ResponderEliminar
  17. Mi estimado FER: Ahora que leo en detalle TODA la descripcion de la ruta que recorrimos antes de subir a la INDIA DORMIDA. En definitivas, esto si que estuvo DURO.,! Yo me decia, en cada subida, en cada rio, en cada trillo con ascenso .. Waooo este tiene que ser el ULTIMO..,! y la verdad, NUNCA dejamos de ASCENDER y nunca hubo periodo de BREAK.,! Como dice el GRAN NICO GARCIA: Vamos a invitar A RAMBO para que filme su proxima pelica en esta ruta..! Un abrazo fuerte amigo.! Iris L. Regalado

    ResponderEliminar
  18. Lo de fila india es porque no tenia mas por donde tomar, cuando lo vi pense, no puede ser que sea tan rapida y me alla alcanzado a los punteros, pero cuando usted me dijo que solo era el kilometro 28 y que los punteros nos llebavan buena ventaja, conchale de nuevo a la realidad, en ese momento me dije debo continuar y levante la mirada y alli estaba mi hijo esperandome y desde ese momento me recargue las energias me sirvio para cruzar ese ultimo obstaculo LA INDIA DORMIDA, ya en este lugar me quede sin hidratación digamos sin nada, pero los gritos y palabras de aliento de mi hijo Manuel que me decia vamos mami vamos, campeona que usted puede, ya falta poco, en el puesto de hidratacion esta mi papi, con la familia y alli hay agua y comida, pero antes de llegar a ese puesto, este acompañante se dio cuenta que a lo lejos una tubería dejaba escapar el preciado liquido (AGUA) se alejo de la ruta me lleno la botella, me alcanzo dandome lo que mi cuerpo pedia con urgencia, ahora se lo que debe sufrir un auto cuando se queda sin agua, en el puesto de hidratación se encontraba mi familia que al divisarme sobre la cima me gritaban dándomne ánimo, esto fue el detonante para que mi cuerpo se hiciera de las ultimas energias y reiniciara mi marcha aun buen ritmo, ya en lo plano mi pequeña hija Cixnelle (LA PUQUI) se unio a la maraton acompañandome los ultimos kilometros, el llegar a la meta de la mano de mis pequeños hijos y escuchar los aplausos de los que alli se encontraban fue para mi el mejor de los premios, se lo que deben de estar pensando pero si todos le hicieramos caso a esos pensamientos los sicologos tendrian demasiodo trabajo, en realidad esta ruta es de locos, pero locos llenos de energia y ganas de apoyar a quienes dependen de nuestras hazañas para seguir adelante.

    ResponderEliminar